"CENTRO DE ARTE DE LA AAA

"CENTRO DE ARTE DE LA AAA
NUESTROS ARTISTAS:JULIO ESCRIBANO(fotografía de nuestra sede)

sábado, 26 de noviembre de 2011

ÁNGELA GALDÓN Y JOSÉ Mª BARCELÓ NOS PROPORCIONARON “LUZ Y VIDA” CON SU MAGNIFICA EXPOSICIÓN

<JOSÉ MIGUEL PAYA, CONCEJAL DE CULTURA, DIRIGIÉNDOSE AL PÚBLICO>

<ÁNGELA GALDÓN, AGRADECIENDO SU PRESENCIA A LOS ASISTENTES> 

<EL PINTOR Y SU MUSA (BARCELÓ CON SUS ESPOSA) POSANDO ANTE UNO DE SUS CUADROS MÁS ADMIRADOS>

<ÁNGELA GALDÓN, TRIANGULADA Y EN LOS VÉRTICES DE DOS DE SUS MAGNIFICAS OBRAS>

 Con la presencia  por parte de “los nuestros”, de cincuenta que viajamos en autobús, entre ellos nuestro Presidente JUAN ANTONIO POBLADOR (mas alguno que lo hizo por su cuenta) y otros tantos por parte de los paisanos de  BARCELÓ, entre ellos  el Teniente  de Alcalde, FRANCISCO J. PONCE y del Concejal de cultura JOSÉ MIGUEL PAYA, esta noche se ha inaugurado en la sala de exposiciones “Vicente Poveda” del Centro Cultural de Petrer, la exposición que, con el título “LUZ Y VIDA” acoge una treintena de cuadros de ÁNGELA GALDÓN  y una cifra similar de JOSÉ Mª BARCELÓ.
  Abrió el acto de inauguración el Concejal de Cultura, quien agradeció a tan gran número de asistentes su presencia, alabó por su calidad la obra expuesta y mencionó el esfuerzo que el Ayuntamiento hacía, en tiempos de crisis, para ofrecerles un modesto lunch. Esfuerzo que estaba más que justificado por tratarse, en el caso de JOSÉ Mª, de un convecino conocido y admirado por todos sus paisanos.Tambien hizo mención a la colaboración entre la Asociación de Artistas Alicantinos y el Ayuntamiento.
  A continuación dio la palabra a CARLOS BERMEJO, Secretario de la Asociación de Artistas Alicantinos, a la que pertenecen los dos artistas que exponen, quien en su alocución dijo:
    “Pese a que llevo ya algunos años presentando exposiciones, (a lo que no me puedo negar cuando alguno de nuestros compañeros de Asociación me lo piden), y puede que ya estén hasta “el gorro” de mí, alguno de los habituales “arropadores” a las mismas, tengo que decir, que aún me hace ilusión hacerlo para dos compañeros tan queridos, como lo son ÁNGELA GALDÓN y JOSÉ Mª BARCELÓ. Pero además, y al margen del mayor o menor aprecio personal que les pueda tener, cuando se trata de dos artistas de valía, como este es el caso, me lo ponen fácil, porque no tengo que echar mano de los recursos que por experiencia uno tiene, para encubrir defectos y resaltar virtudes, con moderación, sin  caer en la exageración en la que  muchos presentadores caen para resaltar los inconmensurables méritos de quien presentan, cayendo en la caricatura en la que ambos salen desprestigiados ante el público entendido
  Decir que ÁNGELA GALDÓN es una magnifica representante de la tendencia artística del constructivismo geométrico en pintura, no es ninguna exageración. Decir que ella saca de la denostada línea recta en pintura, el camino más corto para expresar sus sentimientos artísticos, no es ninguna exageración   Decir que, desde los aparentemente deshabitados edificios de sus metrópolis, con  el lenguaje visual de los  colores primarios puros,  con los  que hablaban Van Gog o Matisse,  gritan los rojos, los amarillos y los violetas, para contarnos algo de las tragedias y pasiones humanas que se desarrollan tras sus ventanas, no es ninguna exageración. Decir que desde el prisma triangular de su imaginación constructivista, logra colores e imágenes, que parecen sacadas del más sofisticado de los caleidoscopios, nos es ninguna exagera ración. Y tampoco es ninguna exageración el decir que, cuando se quita el corsé de la línea recta, surgen y se expanden por el cuadro, esos paraísos florales en los que orquídeas, tulipanes, girasoles y margaritas, se muestran tan vivas y exuberantes de luz y formas, como la pasional y valiosa artista que les ha dado vida. Si la miráis a ella, y contempláis su obra, veréis que no es ninguna exageración lo que he dicho de esta artista singular que ya tiene estilo propio, hasta el punto de que al entrar en cualquier exposición, el primer y mayor impacto que el espectador recibe, es el de la intensidad lumínica de sus cuadros. Eso ya la distingue, y justo es decir, sin exagerar, que no es poco.
   En el logo titular de esta exposición en tándem, si ÁNGELA, aporta la LUZ, JOSÉ Mª BARCELÓ, aporta la VIDA.
      Y para captar la vida, nuestro artista se vale de la técnica del pastel que es la más adecuada para lograr matices y texturas. Con ella  y un estilo directo en el que, por lo general, no emplea  muchos adornos compositivos para no distraer la atención del espectador, se lanza sobre el  motivo principal de sus cuadros: personas y  personajes. Las racionales suelen ser, niños, jóvenes, adultos, viejos y hasta algún zombi resucitado por el milagro de su arte, para consuelo y por encargo de sus deudos vivos. Los irracionales, suelen ser caballos, perros, toros, gatos y otros más de la fauna terrícola.
   Y como la vida, que es su leitmotiv,  nunca está tan viva como lo está en las carnes de las muchachas en flor, JOSÉ Mª se da el gustazo, que yo le alabo, de pintarlas para sí y sin encargo. Con paciencia y precisión de relojero oriental, que algo de eso hay en él, las va modelando  hasta que, por la magia de un dibujo exacto en líneas y proporciones y un color local exquisito, van surgiendo esas carnes de blancura nacarada o  de canela y fuego, casi irreales de tanta hermosura y sensualidad, hasta el punto de tentar a uno a pellizcarlas para comprobar si son reales y dicen ¡Ay!
  No. No es pintura fotográfica, aunque se valga de la fotografía, lo que hace BARCELÓ. El realismo fotográfico es lineal y frio, transluce la imagen de papel que hay debajo. El de JOSÉ Mª exuda vida y sensualidad por los poros de la piel de sus ninfas, y como decía Goethe del eterno femenino, nos eleva hacia lo alto. Y eso, sin exagerar, hay que decir, que no es poco mérito. Sobre todo para algunos…
Muchas gracias.”
  Seguidamente tomó la palabra ÁNGELA GALDÓN, quien  dijo:
  “En primer lugar: quiero agradecer  al Ayuntamiento de esta localidad alicantina, la cesión de esta magnífica sala para la exposición que hoy nos ocupa. También agradecer  la gran deferencia, que nos han dispensado tanto a mi compañero  José  María Barceló, como a mí, a la hora de transportar nuestras obras hasta este lugar, y también, por la categoría y calidad  ofrecida, a la hora de ejecutar  los catálogos.
Por supuesto he de deciros… que hoy es un día muy especial para mi compañero, y por supuesto para mí. Para él, porque exponer  en su lugar de nacimiento, supone un enorme honor y una inmensa alegría. Para mí, porque ver aquí a tantos amigos que me quieren, supone además de un lujo, una  inmensa  emoción. Sé que podríais haber sido muchos más, pero no ha podido ser por coincidencias en el calendario, de otro evento importante.
Queremos invitaros a introduciros en la luz de nuestra obra pictórica,  invitaros a pasear  por los pétalos y pistilos de mis flores, y a respirar sus aromas; también, a que entréis en el mundo mágico de mis caleidoscopios, y busquéis las formas que esconden,  y por supuesto… a que escaléis con la imaginación, por los rascacielos neoyorquinos que os ofrecen sus mágicas luces nocturnas.
Después… os invitamos al relajo que supone, abstraerse en las miradas cristalinas de los personajes inmortalizados, que tan sólo unas manos eruditas como las de José María Barceló, son capaces de plasmar. Perderos en el realismo insuperable de los atuendos de sus personajes, en el pelaje impecable de sus perros, sus caballos y sus toros, y a disfrutar del bien hacer de su dibujo y su plástica.
Esta exposición, es variopinta en temas y estilos y está pensada para todo vosotros, que sois lo más importante, sois los espectadores y deseamos de todo corazón, que paséis unas horas agradables y de disfrute.
Sabemos el enorme esfuerzo que supone, dados los tiempos de crisis, el que este Ayuntamiento de Petrel, tenga previsto obsequiarnos  con un refrigerio después de esta presentación.
 ¡Gracias… mil gracias!  Autoridades, por querer amenizar este evento con vuestra generosidad. ¡Gracias…  mil gracias! a todos  por estar aquí”
  Finalizó el acto con las sentidas palabras de JOSÉ Mª BARCELÓ, que dedicó a su esposa la exposición, por su apoyo incondicional, y agradeció a todos su presencia, en especial a las autoridades de su pueblo.
Carlos Bermejo
Petrer, 26 de noviembre de 2011