"CENTRO DE ARTE DE LA AAA

"CENTRO DE ARTE DE LA AAA
NUESTROS ARTISTAS:JULIO ESCRIBANO(fotografía de nuestra sede)

domingo, 24 de agosto de 2014

FELIZ Y MULTITUDINARIA NOCHE DE LA “MÚSICA, DEL CANTO Y DE LA DECLAMACIÓN" EN EL JARDÍN DE VILLAELENA


 <LOLI Y CARLOS, LOS ANFITRIONES>
 <EL BUFET>

 <LAS CORDOBESAS>
 <LA TELONERA ELENA BERMEJO Y SU DESAFINADA ARMÓNICA>
 <NUESTRO PRESIDENTE, JUAN ANTONIO POBLADOR, IGUAL ARMONIZA LA ASOCIACIÓN QUE LA ARMÓNICA>
   <EMILIO GIMENEZ, ALMA MUSICAL DEL ESPECTÁCULO Y HOMBRE ORQUECTA>
 < PANORAMA DEL PÚBLICO DURANTE EL ESPECTACULO>
 <LA TEMPERAMENTAL ÁNGELA GALDÓN RECITANDO POEMAS DE SU COSECHA>
 <ROMUALDO MORENO, LA VOZ DE LA ZARZUELA Y RAPSODA DE TINTES TEATRALES>
 <ESVELANA, LA RUSA DE LA VIOLA, SOLISTA DE FAMA INTERNACIONAL>
 <LUIS MIGUEL, EL ALTOBAJO BARÍTONO DE VOZ DE POTENTE Y   ACORDE CON SU HUMANIDA FÍSICA>
 <SU PIANISTA Y MAESTRA DE CANTO, DE CUYO NOMBRE NO PUEDO, AUNQUE YO SIN  QUIERO ACORDARME>
 <JOSÉ ALBERTO ESCOLAR, EL MEJOR RAPSODA QUE PUDIERON SOÑAR PARA SU VERSOS LOS POETAS POPULARES ANDALUCES>
 <JOSÉ MARÍA MASIP, EL VIRTUOSO DE LA ARMÓNICA Y CON MUCHAS VIRTUDES MÁS>
 <NUESTRO JULIO EL "ESCRIBANO" DE LAS BUENAS FOTOGRAFÍAS, SE TRAVISTIÓ EN CARLOS CANO Y NOS ENTUSIASMÓ CON "MARÍA LA PORTUGUESA>
 <MARTIGODI, QUE SIN BEBER, SABE HACE COMO NADIE EL BORRACHO>
 <PILAR MATA, LA EXCEPCIONAL CANTANTE LÍRICA, QUE FUERA DE PROGRAMA NOS MOSTRÓ A INSTANCIAS DEL ANFITRIÓN, SU PORTENTOSA VOZ>
 <MARÍA AMÉRIGO, NOS MOSTRÓ QUE NO SOLO PINTA Y BIEN, SI NO QUE TAMBIÉN, CANTA CON VOZ SENSUAL Y SENTIDA QUE NOS ASOMBRÓ>
 <EL DUETO ESVELANA, ANA MARTINEZ>
< ANA MARTINEZ DEMOSTRÓ QUE SABE TOCAR Y BIEN... HASTA LA GUITARRA>

 Cuando los hados se confabulan entre sí  para decidir que las cosas salgan bien, salen, y si además hay de por medio una buena preparación técnica y artísticas, y una colaboración entusiasta y sincera por parte de los privilegiados  que asistieron, (por propia decisión pues los anfitriones invitaron en general y sin limitaciones  a todos los asociados)  la noche de “LA MÚSICA, EL CANTO Y LA DECLAMACIÓN”  en el jardín romántico de VILLAELENA, constituyó un espectáculo difícil de olvidar y digno de que tenga continuidad en el tiempo,  que la tendrá si esos hados también se muestran favorables con  la vida que les quede por vivir a los anfitriones.
   Y tras esa parrafada, digamos que entre las sillas ocupadas y las no ocupadas por los que se movían por el escenario y entre bambalinas, ochenta y alguno de los nuestros, y  allegados y bien recibidos, fueron, fuimos los que asistimos  a una noche inolvidable para guardar en el baúl de los recuerdos. Noche que tras los saludos de rigor y la música de fondo ambiental unida al rumor del agua de la gran cascada (no pensar mal…¡eh! ) y de los pequeños surtidores, comenzó  con  un bufet libre y tan surtido como para que al final sobraran  tal cantidad de viandas variadas y exquisitas, que por ruego de los anfitriones, abrumados por no saber qué hacer con  ellas, muchos accedieron a llevárselas por donde habían venido, porque   el generoso aporte a la mesa común de las exquisiteces culinarias de nuestras artistas y artistos fue excesivo, sumado a las que los anfitriones habían  preparado.
 Y tras “la gran bufet” dio comienzo el espectáculo artistico, que éste años tuvo una buena preparación y coordinación  llevada a cabo entre el hombre orquesta del piano mágico, EMILIO GIMENEZ y el  genial  showman, conductor  e interprete, que todo eso fúe, nuestro querido, admirado y nunca suficientemente ponderado en lo mucho que se merece: MARTIGODI, quien le dio ese ritmo cuasi profesional a las actuaciones de unos y otras, intercalando música, canto y declamación, en medio de un atrezo de sonido y luminotecnia  (DE ÉL  Y DE SU HIJO) que coadyuvo a la brillantez del espectáculo de más de dos horas de duración que a todos se nos hicieron cortas.
  Abrió el el espectáculo, ELENA BERMEJO,  una telonera de la armónica desafinada  e inmelódica, cuyo mayor encanto es soplar con ganas y a lo que salga y sale lo que sale: y lo que sale es un  batiburrillo que por ser quien es y por la ingenuidad de sus cuarenta y dos años de DNI y poco más de cinco mentales, siempre es premiado con aplausos de bondad por parte  de los que la queremos, que  como mascota de la Asociación  y pintora naif por naturaleza, que somos,  que sois todos.
  Luego fueron  pasando por el escenario de la cúpula de Nefertiti, y por este orden, JUAN ANTONIO POBLADOR, que además de recibido como se merece como presidente de todos nosotros, le dio con ganas, brío y brillantez a la armónica, con la que interpretó varios números a lo largo del espectáculo, acompañado por el maestro GIMENEZ al piano orquesta; JULIO ESCRIBANO, que actuó en tres ocasiones diferente y distintas en los temas y en el estilo,  en un alarde desconocido, además de por Serrat, se dejó caer con la sorpresa de interpretar canciones de Carlos Cano, con una “María la portuguesa” que nos emocionó a todos; les siguieron  el dueto coral formado por MARTIGODI  y MARÍA AMÉRIGO, que interpretaron un par de canciones al alimón,  que ignoro si   eran fruto de un ensayo anticipado, pero que nos descubrieron a una MARÍA AMÉRIGO, en una nueva faceta de su múltiple personalidad artística: la de cantar, con una voz cálida sensual y personal que estuvo “para comérsela”  y fue premiada con especial entusiasmo por todos y todas…; le siguió nuestra ANGELA GALDON , en la plenitud de sus jóvenes sesenta  años-secreto confesado por ella y certificado por Facebook- que  recito un par de bellos  y rítmicos poemas de su cosecha, que nos  emocionaron  por la pasión que le imprime y siente al recitar y por la calidad de su poemario; ROMUALDO MORENO, rapsoda y cantante  de romanzas populares de zarzuela, que actuó un par de veces a lo largo de la noche,  como siempre, puso pasión y fuerza al servicio de esa música tan española;  y la música culta y selecta nos vino de la viola de ESVELANA, una amiga rusa integrada en la Asociación , interprete y solista de ese instrumento hermano mayor  del violín, de fama internacional que en solitario y luego formando un armónico y bien conjuntado dueto con ANA MARTINEZ, nos interpretó una serie de composiciones clásicas conocidas de todos y que culminaron con un popurrí con MARTIGODI  y su  bongo, que entusiasmó al auditorio. Y ya le llegó su turno al  rapsoda de poesía popular andaluza, JOSE ALBERTO ESCOLAR, que  puesto de capa y sombrero cordobés, en honor a la anfitriona cordobesa, a su hermana LEONOR y a su prima hermana ANTOÑITA PANTOJA, presentes en la fiesta, recito un  poema a la mujer cordobesa, y otros más   intercalados en el transcurso del espectáculo, que como siempre, emocionaron al respetable por la expresividad de su excelente declamación especializada en esos temas de sabor andaluz;aunque no recuerdo el orden de su actuación,  tuvimos un bajo barítono de dos metros de estatura física y muchos más de gran y profunda voz que hasta llegó a agitar las tranquilas aguas del estanque donde plácidamente dormían  los nenúfares esperando el día para abrir su belleza al mundo, de nombre LUIS MIGUEL, consorte con suerte ´- ambos- de nuestra querida ANA GONZALEZ ESTEVE, que también actuó para pasar las páginas de la partitura a la profesora de canto del altobajo barítono, que le acompaño con destreza y maestría al piano, interpretando la conocida canción “del negro trabajador” cuyo nombre desconozco, para terminar con otra más actual del musical “los miserables”. Y de nuevo tuvimos música de armónica y piano, del mago de instrumento JOSÉ MARÍA MASIP, otro socio consuerte, que interpreto, como siempre pero como nunca dos o tres composiciones para ese instrumento de viento y aleteo de manos que nos hechizo por su perfección.
  Y entre unas y otras actuaciones, nuestro “MARTIGODI” el  mejor maestro de ceremonias y showman que Alicante ha dado en muchos años, fue intercalando sus actuaciones,  sus notas de humor, capaces de levantar el ánimo de cual quiera  auditorio y mucho más  el de sus compañeros y amigos que lo queremos y admiramos,  sus boleros y mejicanadas, como la del borracho que no por conocida deja de entusiasmarnos siempre, para finalizar con un alarde de su mágica flauta travesera que puso sentimiento del fino a la noche si no estrellada, sin con  él cómo estrella rutilante.
   ¿Y que decir decir del pianista, EMILIO GIMENEZ,  hombre orquesta capaz de acompañar y acoplarse con el más desarmonizado de los intérpretes?, pues que fue el alma musical  del espectáculo, y que nadie le disparo, como se advertía en las tabernas de las viejas películas del oeste: “SE PROHIBE DISPARAR AL PIANISTA”, aunque a éste, si le disparamos los aplausos sinceros y agradecidos por su generosidad y gentileza con todos.
 Y ya, al filo de la dos de la madrugada y tras un aviso policial, (por denucia de algun vecino para el que la buena música le desvela), comedido y educado, se acordó, tras bajar el volumen de altavoces y voces, pasar al bufet para seguir comiendo y bebiendo, en un botellón artístico que solo le faltó el salto en pelotas a la piscina, que aunque el anfitrión lo propuso, nadie secundó.
  Y aquí hago mutis por el foro, no sin antes agradecer en nombre de ELENA, de LOLI y del que esto suscribe, a todos los asistentes, su presencia que agradecemos en lo que vale, a los artistas su actuaciones  y a todos los que aportaron a la mesa común comida y bebida en tal abundancia que fue imposible consumir, y haciendo  la promesa de que el próximo año y si el tiempo ladrón de la vida, no nos la arrebata antes,  que volveremos  a encontrarnos en la noche de “LA MÚSICA, EL CANTO Y LA DECLAMACÍON".
Carlos Bermejo
San Vicente, 24 de agosto de 2014

118 EXCEPCIONALES FOTOS NOCTURNAS DE NUESTRO VICE FERNANDO MATEO